Al parón se va de tacón (0-1)

Los hispalenses vencieron en el Coliseum a un correoso Getafe con gol de Ganso

El Sevilla visitaba el Coliseum Alfonso Pérez en busca de su primera victoria del curso tras empatar a uno frente al Espanyol. El estadio azulino volvía a engalanarse para recibir a la Primera División y ante uno de los grandes del fútbol español. Empezó a rodar el esférico y los de Bordalás no se amilanaron ni un momento. Las ganas de hacer un buen papel pudieron con un conjunto visitante apesadumbrado, sin ideas y que encomendaba sus opciones a algún fogonazo fruto del virtuosismo de sus futbolistas. Pero con la calidad no basta para ganar un partido en la élite y los hispalenses buena cuenta dieron de ello.

El Getafe tuvo las mejores ocasiones en la primera mitad. Una buena combinación entre Shibasaki, Jorge Molina y Amath terminó con el senegalés mano a mano con Rico enviando el balón al cielo de Madrid. El propio Molina tuvo una nueva ocasión minutos más tarde, pero la pelota seguía sin querer entrar. A todas estas, la artillería sevillista estaba desactivada. Ni Nolito, ni Navas. Tampoco Ben Yedder. Así que Berizzo optó por hacer pronto las primeras variaciones. Al comienzo de la segunda mitad dio entrada a Lenglet por Pareja y a la hora de encuentro introdujo a Muriel. El delantero colombiano no termina de encontrar su sitio, pero era una baza importante para buscar la victoria.

Si algo ha caracterizado al Sevilla en los últimos meses es su capacidad para ganar sin sentirse cómodo. Dicen que ese es el oficio de todo equipo que se precie a tener grandes aspiraciones. Llámese oficio, suerte o de cualquier forma, pero los andaluces lograron imponer su ley, tal vez del modo más cruel para los locales. En el minuto 83, una jugada por banda derecha terminó en un remate que Ganso se encargó de transformar de una guisa poco habitual: de tacón. Volvió a tenerla el cuadro madrileño en las botas de Jorge Molina, pero Rico se hizo inmenso de nuevo y tapó todo el espacio que pudo.

La pírrica victoria en el Coliseum no soluciona los males que adolece el equipo, si bien se hacen más llevaderos con tres puntos bajo el brazo. Por delante se avecina un periodo de parón liguero para arreglar los desajustes. 15 días sin fútbol antes de recibir al Éibar en el Sánchez Pizjuán. Además, quedan cinco días para que se cierre el mercado de fichajes y en la dirección deportiva estarán al acecho. La opción de Jovetic se ha desvanecido, pero queda tiempo para sondear más posibilidades.

FICHA TÉCNICA:

Getafe: Guaita, Antunes, Cala, Damián Suárez, Djené, Markel (Ángel, 84′), Diedhiou, Fajr, Mauro Arambarri (Sergio Mora, 82′), Molina y Shibasaki (Portillo, 70′).

Sevilla: Sergio Rico, Kjaer, Pareja (Lenglet, 45′), Escudero, Mercado, Nolito, Pizarro, Navas, Ganso, Krohn-Dehli (Sarabia, 69′), Ben Yedder (Muriel, 64′).

Árbitro: Alberto Undiano Mallenco (comité navarro). Amonestó a Sarabia (min. 75).

Goles: 0-1 (Ganso, 83′).

© FOTO: Sevilla FC

 

Anfield acogerá el debut europeo del Sevilla

La primera jornada del grupo E tendrá lugar el 13 de septiembre

Este pasado jueves se dio a conocer el horario de la Liga de Campeones 2017-18. La máxima competición del fútbol continental abrirá fuego el martes 12 de septiembre. Tan solo quedan poco más de dos semanas para que la melodía hipnotizadora  vuelva a sonar y a dar rienda sueltas a las emociones. El Sevilla tendrá que esperar al segundo día de competición para debutar, y sobre todo tendrá que hacerlo el Pizjuán. Hasta finales de septiembre no llegará la Champions al templo sevillista.

El debut será el miércoles 13 ante el Liverpool, en Anfield. El mítico estadio británico acogerá el primer duelo de la fase de grupos de los ‘reds’ tras tres años sin percibir esa sensación. Ese mismo día jugarán Maribor y Spartak de Moscú en Eslovenia. Precisamente contra el equipo balcánico jugará el Sevilla en la segunda jornada, ya en el Pizjuán. La fase de grupos se cerrará el 6 de diciembre con un enfrentamiento también ante los eslovenos, esta vez en el Estadio Ljudski.

Calendario al completo:

Miércoles 13 de septiembre de 2017      Martes 26 de septiembre de 2017

Maribor-Spartak Moscú                              Sevilla-Maribor

Liverpool-Sevilla                                            Spartak Moscú-Liverpool

Martes 17 octubre de 2017                      Miércoles 1 noviembre de 2017

Spartak Moscú-Sevilla                                  Sevilla-Spartak Moscú

Maribor-Liverpool                                       Liverpool-Maribor

Martes 21 de noviembre de 2017            Miércoles 6 de diciembre de 2017

Spartak Moscú-Maribor                              Maribor-Sevilla

Sevilla-Liverpool                                            Liverpool-Spartak Moscú

© FOTO: Liverpool

 

Maribor: el esloveno en discordia

El equipo entrenado por Milanic parte en desventaja

Será el rival, a priori, más débil del grupo E. Spartak, Liverpool y Sevilla parten con ventaja, pero el campeón esloveno quiere vivir una experiencia única en el fútbol europeo y presentar la máxima oposición posible. Estar en el bombo 4 le dejaba a merced de la suerte para quedar encuadrado con algunos de los mejores equipos del continente. Eso sí, será una visita exótica. Maribor se sitúa en la frontera de Eslovenia con Austria y es la segunda ciudad más grande del país por detrás de Liubliana. Un viaje de los que no se realizan todos los años.

El equipo balcánico se erigió el pasado curso en campeón de su liga por decimocuarta vez en su historia tras aventajar al segundo clasificado en 13 puntos. Además, es el club con más participaciones en torneos europeos de su país, siendo uno de los cuatro pertenecientes a la antigua Yugoslavia en conseguir la clasificación para la fase de grupos de una competición continental. Lo ha logrado en las temporadas 2000-01, 2014-15 y 2017-18. Su principal reto, salvo sorpresa, será pugnar por no quedar colista de grupo y alcanzar la tercera plaza.

Sevilla y Maribor se conocen ya. Y no hace tanto tiempo que se enfrentaron. Fue en una eliminatoria de dieciseisavos de final de Europa League en la campaña 2013-14. Los andaluces se impusieron de forma ajustada tras empatar a dos en tierras eslovenas y vencer 2-1 en el Estadio Ramón Sánchez Pizjuán. Actualmente comparte liderato en liga con el Olimpija 2005 tras seis jornadas disputadas, ambos con 16 puntos en sus casilleros particulares.

© FOTO: NK Maribor

 

Liverpool: los ‘reds’ reclaman venganza

El conjunto inglés cayó ante el Sevilla en la final de la Europa League en 2016

Tres años. Es lo que ha tardado el Liverpool en regresar a la máxima competición continental del planeta fútbol. Desde el curso 2014-15 no se vive en Anfield el ‘ambiente Champions’. De hecho, lo han hecho tan solo una vez en las últimas siete temporadas. Para eso ha llegado Jürgen Klopp, técnico que precisamente se hizo un hueco en el panorama futbolístico en competición europea. El cuarto puesto de la pasada campaña en Premier League dio acceso a los ‘reds’ a la fase previa, donde se deshicieron del Hoffenheim por un global de 6-3. El cuadro inglés ya enamora a su afición y desea volver al lugar que le corresponde en el viejo continente.

Los británicos vuelven por la puerta grande a la Liga de Campeones. A falta de conocer el futuro de Coutinho, la estrella brasileña que puede recalar en el Barcelona, el Liverpool puede presumir de tener entre sus filas a jugadores como Sané, Salah o Firmino. Con ellos han llegado a un nivel que les había costado alcanzar en los últimos años. La huella de leyendas como Steven Gerard sigue pesando en Anfield, pero su legado obliga a levantar la cabeza y pelear por las máximas metas.

En Nervión conocen a la escuadra inglesa bastante bien, ya que ejerció de verdugo en la consecución de la quinta Europa League por parte de los sevillistas. Todavía con Unai Emery al frente, los andaluces se impusieron por 1-3 en Basilea con un gol de Gameiro y un doblete de Coke. Ese triunfo dio acceso al Sevilla a la Champions League 2016-17, dejando a los ‘reds’ una vez más a las puertas de Europa. Ahora, ambos equipos volverán a verse las caras con sendos roles de favoritos en el grupo E.

© FOTO: Liverpool

 

Spartak de Moscú: un campeón de capa caída

La principal baza rusa será su estadio

El Sevilla tendrá dos salidas que podrían resultar incómodas a partir del mes de septiembre: Rusia y Eslovenia. Al primero de estos países se trasladará para visitar su capital, Moscú. Allí le esperará el Spartak, vigente campeón de la Liga rusa tras alzarse por encima del CSKA. El cuadro entrenado por el italiano Massimo Carrera, con experiencia en equipos como la Juventus o la selección italiana, tendrá en su estadio la principal baza en la que cimentar sus posibilidades para acceder a octavos de final. Pese a ser cabeza de serie, los moscovitas eran el rival deseado por los clubes del bombo 2. No obstante, presentarán batalla y disputarán el pase tanto a los hispalenses como al Liverpool, principales favoritos del grupo.

El conjunto ruso disputa competición liguera desde mediados de julio, si bien no ha dado comienzo del modo que gustaría para el Spartak. Su situación en el torneo doméstico no es nada cómoda: undécima posición con 8 puntos, a 11 del Zenit, líder, a uno del playoff de descenso y a 5 del abismo. Pasada ya la séptima jornada, los pupilos de Carrera encadenan dos derrotas consecutivas y suman un balance de seis puntos de los últimos 15 en juego.

Algunos de los futbolistas más importantes en la plantilla del Spartak son reconocidos jugadores que han pasado ya por varios clubes. Un ejemplo de ello es Luiz Adriano, ex del Shakhtar Donetsk entre otros. Pero la estrella y pieza fundamental en el once es Quincy Promes, máximo goleador de la liga rusa la pasada campaña con 12 tantos. Con ello, su potencial recaerá sobre todo en su propio campo, pero tratará de ser lo más fiable posible a domicilio para tener opciones de clasificarse.

© FOTO: Spartak de Moscú